1 de mayo de 2018

#secundariasenprimerplano, gracias


                             

Finalizado el mes de abril, es el momento de hacer balance del reto #secundariasenprimerplano. Para poner un broche simbólico -porque el hastag seguirá ahí-, propongo como secundarias a las protagonistas de Tea rooms, la novela de Luisa Carnés, que lleva por subtítulo "Mujeres obreras". Mujeres que luchan por sobrevivir en un ambiente hostil, de sobreexplotación, de hambruna, de escaseces. Hoy es un buen día para recordar su lucha y su sacrificio, que es también el de muchas de las mujeres de nuestras familias. Hoy 1 de mayo es también el Día de las Secundarias, de las artistas, de las escritoras, de las filósofas, de las actrices... De todas aquellas que, aun estando ausentes de la lista, están en la memoria de todos.

Así que solo me queda agradecer la participación de todos los que os habéis unido al reto con vuestras aportaciones. En quince días el hastag se ha llenado de interesantes propuestas que, con paciencia, he ido añadiendo en este documento.


Muchas gracias a todos. Y felices lecturas.

@idoiarutor @marudo76   @doloresojeda1 @cienciescoop

@melibeosoy   @bicaride   @AzaharaTIC  @Llopeziborra

@AnsaJulieta    @appaticus_finch  @Adrin69112251 @ocatasus

@aquimonroy @ibarbanc  @Lorena91463360  @ChNBitacora

@londones @_andreeeaa_1612  @Yolanda17283795 @PozaManoli

@encarnitaml13 @luciargi29  @mmariamateoo @mcadenato

@anam_cid @fdepedrog  @ManuelM4104 @alexmm999

@zalasa77 @pris_dss  @mjchorda @manolicharra

@QUIXOTEdotTV @QqCastilloLCL  @Hautatzen  @anam_cid

@monjardin4    @ismael20244585 @melibeosoy @elisatormo 

@marudo76 /   @Elena14392709 @rubilibrarian @LetrasDSal

@lajaines  Eva Moreno 4 ESO vía @luciargi29  @maviarri23 @QqCastilloLCL

@palcuca @PascualRomeroM3 @profeisma19 @nayyarazz_


@tonisolano  @rinosan @ferminadaza68 @alexsisifo @aquimonroy @begonyacayuela

23 de abril de 2018

Día del libro '18: + sobre libros y lectores

+ sobre libros
Hasta que lanzamos la propuesta #secundariasenprimerplano, muchos me han preguntado la razón de mi silencio en este espacio -tan querido, por otra parte-. No hay uno, sino muchos motivos, pero todos son ajenos a lo laboral, pues sigo a pie de aula, con una intensa actividad, con alumnos de bachillerato y de 2º de ESO, pergeñando nuevos proyectos, readaptando otros, y muy ilusionada con mi quehacer en la biblioteca del centro. Y de un aspecto de esta última faceta es del que voy a hablaros, no sin antes recomendar tres libros, cuya temática gira en torno a la lectura:
Ángel Gabilondo, Darse a la lectura. RBA (2012)  | Emilio Lledó, Los libros y la libertad. RBA (2013) | Antonio Basanta. Leer contra la nada. Siruela (2017).
Son libros de los que me resisto a hacer una presentación (y menos una reseña), porque no merecen ser reducidos a un comentario, aunque este sea elogioso, merecen una visita, una lectura pausada y consciente. Solo destaco una cita de Basanta en la que este apela a la desobediencia de los docentes, una desobediencia necesaria, a mi entender:
Ellos han de ser los primeros en defender y liderar el valor supremo de su labor. Manteniendo el combate implacable contra la rutina y el desánimo. Oponiéndose decididamente a directrices y procedimientos que saben profundamente ineficaces. 


+ sobre lectores
El aspecto del que hablo más arriba es del club de lectura. En el curso 2013-2014 cogí el relevo de la biblioteca del centro de manos de Sonia, una madre del AMPA que hizo un trabajo voluntario e ingente. En el proyecto de biblioteca puse el acento en la dinamización de actividades sobre lectura informacional y literaria. En ese contexto, nació Bibliocata, nuestro club de lectura. En junio, ¡el club cumple cinco años! Y creo que hoy es una buena ocasión para exponer algunas consideraciones sobre sus integrantes:
Quienes participan en las sesiones del club son alumnos a los que ya les gusta leer, que aceptan voluntariamente participar, sin que por ello reciban ninguna compensación en la nota. No se apunta al club el que detesta la lectura ni el neolector. Con esto quiero decir que la función del club no es hacer lectores, sino conseguir reunirlos -porque haberlos, haylos-, evitar que se diluyan entre el conjunto e incluso que abandonen la lectura por la presión académica y, como contrapartida, ofrecerles un espacio de conversación, un lugar en el que darles voz, en el que empiecen a perfilar su propio canon de lecturas y den el paso de la literatura juvenil a la de adultos. Porque el club de lectura no es una fábrica de lectores, no lo es ni lo será; en todo caso, es una oportunidad que ofrece la biblioteca del centro a quienes no hay que motivar para que lean, porque el gusto por leer lo llevan de serie, a quienes no les arredra el compromiso de la lectura, a quienes no miden los libros por el grosor, en definitiva, a quienes tienen la necesaria disposición hacia el silencio que requiere la lectura, pero también el prurito de comunicar lo leído. 
A todo esto, conviene recordarlo: el club de lectura se sitúa en las lindes de lo académico y lo curricular, discurre en paralelo, pero no precisa ni de lo uno ni de lo otro. No se puede, por tanto, hablar del club en términos de diversidad por arriba. En el club se detiene la maquinaria de la medición de resultados y el contador horario. En el club el tiempo lo ocupa la palabra y esta se alimenta de las experiencias que sus participantes han vivido después de adentrarse libremente en todo tipo de historias (reales, fantásticas, distópicas...). 
Durante los tres primeros años, el club estuvo formado por alumnos de Segundo Ciclo de ESO y bachillerato. La propuesta de participar en él se hizo a través de las tutorías, pero funcionó también el hecho de que fueran usuarios asiduos de la biblioteca, lo que propició que nos conociéramos y los libros se convirtieran en tema central de nuestras conversaciones. Si se ha mantenido la participación, si ha tenido continuidad, ha sido por el interés de los alumnos. 
A la vista de que este año algunos miembros del club acaban sus estudios y abandonan el centro (otros ya lo han hecho), he iniciado un club de lectura con alumnos de 1º de ESO.  Hice la difusión el día de la visita a la biblioteca, actividad incluida en el Plan de Acción Tutorial. Levantaron la mano 15 alumnos de un total de 80. Esa es la proporción. Menos de una cuarta parte. ¡Pero no por ser minoría hay que olvidarlos! En la primera reunión en la que se debaten las preferencias y se decide el primer título, no paraban de hacer propuestas, todos habían leído la saga de Harry Potter y Los juegos del hambre, entre otros muchos títulos. Muchísimos. Son voraces y entusiastas y buenos lectores. Y, después de varios encuentros, debo decir que también son muy agradecidos.

¡Feliz Día del Libro!

......................
Quizá te interesa: 

8 de abril de 2018

Abril'18: #secundariasenprimerplano


Con motivo del Día del Libro, el 23 de abril del año pasado lanzamos el reto #misecundariofavorito con este anzuelo: A los secundarios del cine se les tiene en buen lugar, ¿por qué no a los literarios? Fue una idea repentina que se desarrolló en pocas horas y, aun así, consiguió reunir a un centenar de lectores.

Si en la edición anterior apostábamos por los personajes de libro, en esta ocasión, nos inclinamos por abrazar cine y literatura con el objetivo de dar visibilidad a personajes femeninos de uno y otro ámbito. De ahí que el hastag principal #secundariasenprimerplano se pueda acompañar con los de #cine o #literatura

Pero todavía hay más. Y es que cualquier idea que se sugiera a Mercedes Ruiz (@londones) cobra otra dimensión. Después de una conversación telefónica sobre el tema, me planteó maridar esta propuesta con la campaña #LasSinFoto. ¿Recordáis? La que nace al calor del 8 de marzo y que aboga por visibilizar a mujeres fotógrafas, pintoras, escritoras, escultoras... 

Y de la unión de ambas surge el reto de poner en primer plano a mujeres de la literatura y el cine que en los libros o en las pantallas han desempeñado un papel secundario. 
Podéis participar de diferentes maneras: con un mensaje de texto nombrando al personaje y el libro o película; o bien acompañando la mención con una imagen de la portada del libro o cartel de la película; o con una imagen de una cita del libro o fotograma de la película. 
 ¿Os animáis?
Hasta el 23 de abril
No olvidéis el hastag:  #secundariasenprimerplano
 #LasSinFoto #cine #literatura


Y como hay que predicar con el ejemplo, aquí os dejo mi primera elección:
Habida cuenta de que el 23 de abril nos trae el recuerdo de Don Miguel, elijo a un personaje cervantino. Mi secundaria en primer plano es la huéspeda (1) de "La ilustre fregona", la ejemplar madre adoptiva de Constanza. La mujer que cría y educa y protege a la niña. La que asoma cuando le preocupa el asedio de los pretendientes de la muchacha, la que teme que algo malo le vaya a suceder, cuando reciben la visita del Corregidor. La madre que llora cuando teme la separación y la que en el llanto de la hija recibe la recompensa de su entrega. 
 


 (1) Esta palabra es un ejemplo de enantiosemia o autoantónimo, pues tiene dos sentidos opuestos. La persona que hospeda a otra en su casa o aquella que se aloja en casa ajena.


Síguenos en Twitter:



...........................................................................................
Quizá te interese:

10 de diciembre de 2017

Wonder

El efecto de una lectura se mide por el afecto. 
Leer contra la nada, de Antonio Basanta. 

Os parecerá una nimiedad, pero me ha costado elegir el título de esta entrada. Definitivamente, Wonder es la palabra, porque la historia de August asombra y maravilla al mismo tiempo. 

Este trimestre hemos leído la novela en tres grupos adaptados (dos de 2º de ESO y uno de 3º) y en el club de lectura de 1º de ESO. Sobra decir que a todos les ha encantado. A todos. A pesar de tener perfiles lectores bien distintos. Los alumnos del Club lo han leído en casa, por su cuenta. Son lectores avanzados, me atrevería a decir que algunos son devoralibros. El resto de los grupos lo ha leído en clase. Ha sido una lectura pausada, reflexiva, atenta. Hemos combinado la lectura silenciosa con la lectura expresiva de algunos capítulos. Y también hemos hecho breves tertulias al terminar cada una de las voces que componen esta historia coral. 

A las numerosas propuestas educativas que se están llevando a cabo en muchos centros y que pueden conocerse a través del blog Wonderpeli o siguiendo la etiqueta #soyxqsomos hoy sumamos la nuestra.

CITAS ILUSTRADAS
Al hilo de la lectura, los alumnos han ido seleccionado citas para comentar, algunas de las cuales las han ilustrado.



DINÁMICAS DE DISCUSIÓN 

I) Wonder fórum, barajas con citas y conceptos
Y, una vez leído el libro y completado el comentario oral en clase, cerramos las actividades con una dinámica de discusión a partir de dos barajas. Una contiene 24 conceptos abstractos (empatía, amistad, coacción, protección...); la otra, una selección de 10 citas de la obra. Si os interesa saber cómo la hemos usado, encontraréis las pistas en este documento



I) TertuWonder, baraja con palabras clave
Ideé otra baraja para los alumnos del Club de Lectura. En cada una de ellas hay una palabra que recuerda o bien una anécdota, o un personaje, o un pasaje, o un objeto... Antes de iniciar la tertulia, se reparte una carta a cada integrante. Siguiendo el sentido de las agujas del reloj, cada uno comenta lo que le sugiere el término que le ha tocado en suerte. Es una forma de darles voz a todos, para que comenten un aspecto diferente. En las tertulias con alumnos de Primer Ciclo es habitual que se arrebaten la palabra los unos a los otros y aquellos que alzan menos la voz suelen quedar en segundo plano. Para evitarlo, diseñé esta estrategia de participación, para que todos gozaran del privilegio de comentar algo diferente. Una vez cerrado el círculo, las cartas pueden seguir usándose, cuando la participación decae, pero también puede prescindirse de las mismas, si los comentarios de los wonderlectores fluyen sin necesidad de elementos motivadores.




DE LECTORES A ESPECTADORES
El día 15 vamos a ver la película. Será un final de lujo. 


Esta entrada también aparece publicada en Wonderpeli
...................................................
Quizá te interese:


15 de mayo de 2017

Taller de poesía y movimiento


Gracias a la generosidad de Cristina Fernández (@lamarshiposa), nos hemos acercado a la poesía desde el gesto, la luz y el sonido, a lo largo de un taller de tres sesiones, tres experiencias sensoriales, cuyo eje transversal gira en torno al movimiento. Aunque ha sido una apuesta arriesgada, que hemos llevado a cabo con un grupo de doce alumnos con NEE (Necesidades Educativas Especiales), vale decir que no ha sido una actividad dejada a la improvisación, sino que Cristina planificó muy bien las tareas y juntas consensuamos algunos detalles. ¡Qué fácil ha sido compenetrarnos! ¡Y qué buena respuesta hemos obtenido! El tono exclamativo revela mi entusiasmo por la experiencia, y también el de los chicos, que siguen preguntado si volverá Cristina. 
Este taller se gestó en otro que Cristina dio en la Biblioteca Comarcal de Blanes y al que me apunté atraída por la curiosidad y en el que aprendí muchísimo. El resultado de aquella experiencia y sus investigaciones pueden leer se en un artículo publicado por la Universidad de Cambridge. 
Acabo estos preliminares necesarios para entrar en materia y contaros brevemente en qué ha consistido el taller. Entre lo contado y lo vivido hay una distancia que he querido acortar con las palabras, aunque no sé si lo habré conseguido.

SESIÓN 1: POESÍA Y MOVIMIENTO

DECONSTRUCCIÓN DE UN POEMA. En la primera sesión deconstruimos un poema, cuyas palabras estaban escritas de forma aleatoria en las distintas caras de doce cubos. Los alumnos cogían, por turnos, un cubo y debían ordenar las cajas de manera que el resultado fuera un poema con sentido. En esta actividad, dinámica en su naturaleza, los alumnos ponen en marcha los mecanismos de construcción de frases (coherencia y cohesión) de manera colectiva. Es un juego en el que practican la combinatoria de las piezas lingüísticas en la formación de enunciados con sentido (actualización, concordancia...). También es una práctica en la que adquieren la noción de verso y la libertad que ejerce el poeta a la hora de encajar verso y oración. La división es una cuestión melódica muchas veces y aparentemente arbitraria, pero no es baladí reparar en la relación en la puntuación del verso cuando se lee poesía. Si el poema tiene rima, advierten que esta es el límite del verso, que marca la obligatoriedad de iniciar uno nuevo. 


PALABRAS CON EL CUERPO. Otra actividad consistió en experimentar cómo la palabra convertida en gesto puede transformase, desfigurarse, desdibujarse... y dar lugar a otro signo nuevo, reinventado, original, creativo, al que podemos asignarle simbólicamente un sentido. Es una actividad que permite reflexionar sobre la importancia del signo y su significado, pero también sobre la fiabilidad de la transformación de la información. Y, sensorialmente, permite captar la forma de las letras (curvas, angulosas...). Los alumnos se colocan en fila. El último tiene una letra, sílaba o palabra extraída de un poema que dibuja en la espalda de su compañero. Esta operación la repiten los otros, hasta que el primero debe plasmar en un papel lo que ha interpretado que su compañero le ha dibujado en la espalda. La palabra viaja a través del trazo, y el cuerpo se convierte en el soporte de la traducción, si bien la mente procesa a su manera el recorrido del dedo que se apresta a dibujar la palabra. El resultado es sorprendente. Cuando los alumnos comparan el original y la "traducción" se esfuerzan en dar sentido a los cambios e incluso a hallar el parecido entre el significante y el significado, como ocurrió con la palabra "viento". 



SESIÓN 2: POESÍA Y LUZ

PALABRAS DE LUZ
En esta sesión, la palabra se hizo materia lumínica, por efecto de la técnica del light writing (una modalidad del light painting). Una cámara, anillos de luz, oscuridad y poesía. Esta es la combinación sobre la que trabajamos la escritura colectiva de versos. Y descubrimos la importancia de la dirección del trazo y de la sincronía. Una alumna que faltó a esta sesión preguntó en qué había consistido y un compañero le respondió con estas palabras: escribimos versos en el aire que la luz hizo desaparecer. Y así fue, dimos textura a las palabras, en un ambiente de silencio y oscuridad. La poesía adquirió el volumen y el color que supimos darle. Se impuso por momentos, aunque constatamos su carácter efímero. Te amaba más fue el verso elegido, extraído de un poema de Ernesto Cardenal "Al perderte yo a ti...".


SESIÓN 3: POESÍA Y SONIDO

De la materialización lumínica a la sonora. Para la última sesión, Cristina vino equipada con un "vox looping pedal". Este instrumento permite grabar y superponer efectos a la voz. Enseñó a varios alumnos a manejarlo, mientras los demás se iban pasando el micro para leer fragmentos de un poema. Ellos mismos descartaban o elegían el efecto que mejor encajaba con las palabras del poema. De forma natural estaban midiendo la importancia de los registros vocales en el recitado. Hicimos varias probatinas, pero la sorpresa nos la dio Sofía, una alumna de carácter discreto, muy vergonzosa, pero a la que le gusta mucho cantar. Sofía y yo salimos del aula, donde ella improvisó una adaptación cantada del poema. En varios minutos había dado con el tono. Volvimos al aula y pedimos silencio para que pudiera interpretarla. Su versión a capella nos dejó sin palabras. Fue la prueba que necesitábamos para convencerlos de que, en poesía, la voz se alía con la palabra para construir el significado del poema. Os invito a escucharla.


Fueron tres sesiones en las que vivimos otras formas de acercarnos a la poesía que necesitan de alguien como Cristina para llevarlas a la práctica. Con mi agradecimiento, acabo esta nota que tanto esperaba Cristina y que sé que leerá.

...........................................
Acceso al álbum completo 
Más tarde descubrimos otras versiones del poema: 
"Al perderte yo a ti..." por Hernaldo Zúñiga
"Al perderte yo a ti..." por Luis Enrique Mejía Godoy